Yo creo en la inocencia de Alberto. No soy médico ni tengo un laboratorio contra el doping, ni tampoco me hace falta. Y creo en él porque nunca le ha hecho falta, porque siempre se ha alzado como el gran campeón llamado a comandar el renacimiento del ciclismo tras sus tiempos más oscuros. Esa dicotomía naciente con el luxemburgués Andy Schleck, que cada año llega más fuerte y más cerca, estaba consiguiendo devolver al ciclismo a las cotas que merece. Y parece que vamos por el buen camino.

O al menos eso parece. Ahora se oyen voces ventajistas alarmando sobre el ennegrecimiento de tan precioso deporte. Pero basta con echar la vista atrás unos pocos años para darse perfecta cuenta de que el panorama ha mejorado considerablemente. Los escándalos del Festina de Richard Virenque, los positivos de grandes campeones como Roberto Heras, Óscar Sevilla o Joseba Beloki, la alargadísima sombra que no cesa de perseguir a Lance Armstrong -que curiosamente es el ejemplo de más sospechas producidas sin que acaben en sanción alguna, pese a contarse con testigos presenciales de sus prácticas dopantes-, la archifamosa Operación Puerto, y sobre todo, las trágicas muertes de Marco Pantani y el “Chava” Jiménez.

Esto si ha sido el ciclismo oscuro. No hace tanto, y esto hace que muchos quieran alargar una época que muchos sabemos que ya acabó. Antes el ser extraño era ese ciclista que prefería partirse el pecho en las carreteras y llegar a 10 minutos del líder, en un pelotón donde todos daban por buena esa “ayudita” extra llegada como agua de Mayo por vía intravenosa. Era el ciclismo un deporte de yonkis. Ahora es justo al revés. La mayoría han asumido que la limpieza es el camino, y lo raro es encontrar a un corredor que vaya en busca de esa ayuda. Algunos lo hacen pero son la excepción. Y son pillados.

Y si hay alguien que no necesita ninguna ayuda, ese es Contador. Ya ha demostrado en las carreteras que prefiere ser segundo a ganar con trampas, como ya se vio en su primer Tour, donde asumió el liderazgo de Michael Rasmussen, aquel danés que provenía del mountain-bike que de un año para otro pasó de ser un gran e irregular escalador que se dejaba diez minutos en la crono a un ciclista todoterreno que dominaba todas las especialidades. Algo pasaba y dio positivo. Como tantos otros.

 

Alberto Contador, uno de los mejores deportistas españoles de todos los tiempos, librando ahora la batalla por su inocencia

 

Y parece ser que como Alberto Contador. Pero basta con observar un par de cosas para darse cuenta de que este positivo no tiene prácticamente nada que ver con ningún otro. A priori lo único que tienen en común es un control efectuado por un laboratorio que no ha dado el resultado esperado. Pero ahí acaban los paralelismos.

De entrada la Unión Ciclista Internacional ha tardado más de un mes en hacerlo público, lo que es un claro síntoma de que no tienen nada claro que haya habido una práctica dopante, ya que si lo tuviesen claro, este asunto se hubiera hecho público hace más de un mes, y la sanción habría sido inminente.

En segundo lugar, la cantidad encontrada de la sustancia es tan ínfima que sólo existen cinco laboratorios del mundo capaces de encontrarla, por lo que la misma muestra analizada en un laboratorio cualquiera habría dado negativo.

Tercero, el clembuterol no hace absolutamente nada por el rendimiento de un ciclista en tan minúsculas proporciones. Es ridículo jugarse un positivo por algo así. Si no se darían más casos por clembuterol, pero no es así.

Y cuarto -aunque seguro que me dejo muchos más-, Alberto Contador tiene una historia, no ha hablado de conspiraciones como otros ni ha guardado silencio como muchos. Una historia creíble y que da todas las explicaciones necesarias a los hechos producidos. Una historia de lo más sencilla que ha producido un malentendido de unas proporciones gigantescas, y que ha puesto en tela de juicio la victoria de nuestro gran campeón, postulado como una luz abierta ante el oscurantismo que vivió el deporte del sillín en la época de Lance Armstrong, que ya empezó su leyenda cubierto de sospechas al aprovechar la superación de un cáncer de testículos para mejorar de forma extrañísima como ciclista, y la fue perpetrando con el curioso sistema de fichar para su equipo con unos sueldos millonarios a todo aquel que pudiera hacerle frente.

Por ello, yo pongo la mano en el fuego por la inocencia de Alberto. Y como yo millones más. Porque nada encaja, todo está cogido por los pelos. Ni siquiera había querido mencionar ese supuesto plastificante que parece ser un invento de los periódicos norteamericanos (aquellos que corrían grandes cortinas de humo con cada sospecha de dopaje de su campeón) y los franceses (frustrados por el éxito ajeno unido al fracaso propio). Por todo esto, pero sobre todo porque la UCI, gran perseguidora de las prácticas dopantes, cree en la inocencia de Alberto.

Pep Guardiola, uno de los pocos deportistas que han limpiado su nombre por completo tras ser acusados de dopaje

Y sería fantástico para mi, ya que supondría que el segundo de mis grandes ídolos deportivos acusado de dopaje logra limpiar su nombre. Es algo que muy pocos han conseguido, y entre ellos se encuentra Pep Guardiola, que vivió en sus carnes la injusticia de una mentira en la que tampoco nada encajaba -Pep lo había sido todo en el equipo de sus sueños, y disfrutaba de un retiro futbolístico en Italia enfocado al aprendizaje de nuevas técnicas y tácticas a desarrollar en su incipiente carrera de entrenador-, y que tras una incesante lucha consiguió limpiar su nombre de forma completa, aunque a muchos se les haya olvidado. Ahora Alberto está en el camino de lo mismo, de demostrar por completo su inocencia; aunque para muchos falsos amantes del deporte siempre habrá una nube de sospecha sobre sus cabezas.

Anuncios
comentarios
  1. diego dice:

    Yo ya no sé que pensar. Si es inocente, que le sea devuelto (cosa díficil) lo que se le ha quitado, la imagen, si no que pague como todos los demás. Lo malo, es que no pondría la mano en el fuego por él, pero es que por ser clembuterol, ya me despierta algo de verdad sus afirmaciones.

  2. mark32 dice:

    No estoy muy de acuerdo en parte de tu articulo, Rasmussen no dio positivo,su equipo lo mando a casa ya que el tour no le podia retirar pero si vetar al equipo para proximos tours.Otra cosa,no se si practicas ciclismo o ha practicado ciclismo,tu crees que con pasta,arroz,pescado y pollo se pueden aguantar al maximo nivel todo el año??,yo, te digo que no,para mi todos se dopan de una manera u otra,el dopaje por ahora siempre va por delante del antidopaje.No se si has leido un articulo de una revista de ciclismo sobre la basura de la quebrantahuesos,leelo y ya me diras.Otra cosa cuando salto lo de A.C hubo varios medicos que afirmaron que para que de esa infima cantidad deberia de haber tomado un chuleton de mas de 4kg,cosa imposible.Pero bueno no deseo mal para nadie,pero todos van cayendo.

  3. Jordi dice:

    Ahí está! Como es Español y lo ha ganado todo nos lo creemos, ¿No? En cambio seguro que eres de los de “Amstrong se dopa, pero fijo!”….

    En fin, hablar que Alberto es y ha sido un ciclista limpio SÍ es faltar a la verdad. Estaba en las fichas de Eufe en la O.P (¿Recuerdas A.C. de los papeles de los jóvenes Liberty?)., pero la prensa y la federación decidieron que no se podia acabar con una generación entera por mucho que fuera evidente que se doparan. Intentaron salvar tb a Valverde pero era ya demasiado (Seguro que tb te crees a Valverde ¿No?).

    Los equipos en los que ha militado tb telita: El Liberty con el amigo del druida Sainz y saliendo en las planificaciones de Eufe, el Discovery parando autocares en medio de la carretera para transfusionarse, el Astana con la patosa transfusión de Vino y ahora el Saxo del “me he metido EPO durante toda mi carrera” Riis)

    Ahora ha salido el clambuterol pero recuerda tb el índice de plástico de su sangre (símptoma inequívoco de transfusión)

    Al final todo es más sencillo, han metido la pata centrifugando de la sangre y poco más. Lo han pillado y tiene que cumplir. El rollo del filete es lo inverosímil… por mucho que la prensa y el entorno del corredor intenten vender esta historia….

    Desde mi humilde perspectiva sólo te quiero dar un modesto consejo: No te creas a la prensa hooligan deportiva española (vamos, el 99%) ni a los tramposos, creete a los laboratorios y a las pruebas.

    Saludos!

  4. Jordi dice:

    Ah! Por cierto! Si vendes el cáncer de Amstrong vende tb el cavernoma cerebral del joven Liberty A.C. !

  5. Hola Jordi. Gente como tu es la que me molesta leer mas y mas cada día. Somos muchos los que ponemos la mano en el fuego por Alberto, no porque sea español como nosotros y el mejor desde hace unos años, sino porque nos ha devuelto la ilusión por este deporte que antes otros tantos nos la quitaron. Claro está, parece que a ti y a muchos otros os es mas sencillo desconfiar de él y seguir con el rollo ese de “en el ciclismo todos van hasta arriba”.

    Si algo diferencia a Contador del resto (llamense Heras, Vinokurov, Landis y cia) es que siempre que su nombre ha salido involucrado en algun tema de dopaje, él ha salido y ha declarado, con todos sus huevazos, sin nigun miedo, y amenazando con acciones legales, a todo aquel culpable en difamar su fama. Esto ha sido algo que a mi al menos siempre me ha dado confianza.

    La razón de por que esta vez pienso que es inocente, es la misma. De haberse dopado realmente, estaría encantado con una sanción de un solo año. Pero no, lo ha dejado bien claro: va a pelear para que esto no sea asi. Ojito: puede que el proceso sea largo y que aunque salga victorioso, siga perdiendo un año entero en juicios y similares. Un año en el que ademas se descentrará de su preparación física. Y eso si finalmente no le cayesen dos años, porque se lo está jugando… Pero a él no le importa esto, sólo quiere limpiar su nombre: por algo será, no?

    La defensa está bien planteada. Es impensable que se dopase con clembuterol en esa cantidad, a la par que imposible. La autotransfusión queda descartada también al ser sometido a constantes controles por ser lider durante el tour y no presentar ningun valor anormal de uno a otro. Los restos de plástico son un dato aportado por la prensa, descubiertos por una técnica aun sin legalizar y aun asi y cómo se ha explicado, no deberían ser un signo claro de una transfusión.

    Sólo nos queda una teoría: la del filete. Que si, que parece cogida por los pelos, pero ya ves, es la única de todas que encaja con los datos científicos.

    Y aun asi, va y se le propone una sanción de un año. Por que un año si lo establecido son dos? Ahi es donde hay algo raro. Nos estamos saltando la presunción de inocencia, y desde un principio se le ha considerado culpable. Y se le pide algo imposible de demostrar, que esa carne que consumió tenía clembuterol. Ahora bien, nadie tampoco ha podido demostrar que ese clembuterol llegase a su organismo de otra manera. Y aun asi, se le declara culpable.

    Muchos sois muy injustos con él

  6. Luis dice:

    Yo creo en su inocencia, yo seguía el ciclismo en los años de Perico Delgado e Indurain; cuando llegó Amstrong, en un principio dije, ole sus huevos, ha salido de un cancer y ahí lo tienes, pero con el tiempo empecé a dudar y al final, cuando comquistói su tercer tour ya no lo tenía tan claro, se dopaba y con la excusa de su cancer ha tomado de todo, hay pruebas irrefutables de ello, pero los presidente de la UCI, seguro que han tenido y tendran grandes jubilaciones para que se callen. También nos podemos acordar deGrg Lemond, un accidente de caza, JA.
    En cuanto a los franceses y alemanes, nos tienen envidia e inventan patrañas para desacreditar a Contador, el mundo nos tiene envidia bueno, más bien los paises que siempre han sido los mejores y tienen representantes en las altas esferas del deporte, muchos de ellos corruptos,
    Podemos citar un monton de deportes en los que somos líderes, F1, que ya está bien los ingleses con Alonso como le intentaron joder, moatociclismo en la 3 categorías, futbol, baloncesto, balonmano, etc.

  7. Keke dice:

    Totalmente deacuerdo, la limpieza en el ciclismo actual se hace patente si exceptuamos los casos del 2009; Toni Colom, Igor Astarloa, Landaluze, Astarloza… En 2010 Manuel Vázuez, Mosquera, Dapena, Fullana…eso sin pensar demasiado y descontando a ciclistas extranjeros como Riccó. Pero vamos, poca cosa. Limpio inmaculado. Para que documentarnos antes de escribir. Un auténtico amante del deporte nunca se cuestiona estas cosas, porque ama el deporte y mejor mirar a otro lado ante estos escándalos o negarlos. Claro que Alberto nunca se ha dopado!! Malditos franceses…. que envidia nos tienen, verdad?

    El tema del clembuterol igual pronto pasa a mejor vida, pero los falsos amantes del deporte volverán a las andadas ante la inminente validación de la prueba de detección de plásticos, qué me temo que será realmente lo que apartará a Contador de las carreteras durante dos años, provocando el regocijo de esos falsos amantes del deporte (por que lo digo yo) y la negación de la realidad de los auténticos.

  8. Keke dice:

    Quicir “porque lo digo yo”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s